Blogia
Deslenguado

Abrimos boca

Amanece en la cuenca minera y en espera de un nuevo timbrazo al deber, posteamos el primer artículo de esta bitácora deslenguada. Abrimos un cuaderno a la blogosfera educativa esperando al menos interesar a los compañer@s que a mí me han interesado. Escribo no para enseñar, sino para aprender con otros a enseñar la lengua sin vergüenza alguna. ¿Qué es la lengua me preguntas?... Ni sujetos ni predicados, ni anadiplosis ni quiasmos, ni cohesiones ni parágrafos...Lengua es burla, arte, sueño, cuento, mucho cuento, rollo (me temo que me estoy enrollando). Aquí va este SOS al universo, ¡ayuda, enseño lengua!. Termino. Frase del día de un alumno ayer en clase, uno de éstos que no se calla ni bajo agua, tras explicarles que, para leer bien, hace falta abrir bien la boca: "Yo, con la boca abierta, no puedo hablar". Primera lección. Para hablar bien, hay que cerrar la boca: capítulo VII de Rayuela

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

Aníbal -

Pues sí, suscribo las palabras de Hormigo...

... sobre todo la bienvenida que te ofrece.
Salud.

Carlos de Vega -

Yo no soy de Lengua, pero sí soy profe y gestiono varios blogs (o bitácoras ;-)), algunos con fines educativos.
He aprendido mucho (pero mucho) desde que escribo, comento y leo blogs. Muchas cosas sobre mí, sobre las personas, y sobre cualquier tema, porque para escribir siempre primero se debe investigar y reflexionar. De hecho, me gusta mucho más escribir que leer.
No sólo hay cosas buenas... también he aprendido cosas terribles. Pero todo me ha servido.
Bienvenido a la blogsfera... pero ten cuidado, que esto engancha.

Felipe Zayas -

Te deseo buena travesía. Cuantos más seamos, más aprenderemos unos de otros.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres